Seleccionar página

En 2000, Deftones se embarcó en una gira por los Estados Unidos en promoción de White Pony , trayendo consigo a Incubus como teloneros. Este último acababa de alcanzar el estado de platino con su tercer álbum de estudio Make Yourself , que incluía los tres sencillos de las listas de éxitos Stellar, Pardon Me y Drive. White Pony , por otro lado, se convertiría en el álbum más vendido de Deftones hasta la fecha. Una década y media después, Deftones e Incubus están de gira juntos nuevamente, esta vez como co-cabezas de cartel.

Relacionado

Lady Gaga en conversaciones para unirse a Joaquin Phoenix en el musical 'Joker 2'

Explorar

Vea los últimos videos, gráficos y noticias

brandon boyd

chino moreno

Deftones

Vea los últimos videos, gráficos y noticias

La gira de verano de 18 espectáculos por EE. UU. comenzó anoche (22 de julio) en el DTE Energy Music Theatre de Clarkston, justo al norte de Detroit, Michigan, con las actuaciones de apertura de The Bots y Death From Above 1979. Sin embargo, Deftones se ubicaron torpemente antes de Incubus, lo que resultó ser un cambio incómodo en la atmósfera. Mientras que Deftones ofreció una actuación eléctrica de principio a fin, Incubus simplemente se deslizó, aplanando el entorno cargado.

Escuche a Incubus hablar sobre la gira con Deftones en el podcast Alt In Our Stars

Los Deftones pueden ser impredecibles en escenarios en vivo, a menudo debido a una tensión en la voz del vocalista Chino Moreno después de muchos gritos (especialmente en giras más largas), pero la multitud de Clarkston experimentó una banda fresca y vigorosa sin signos de desgaste. En medio de luces blancas en forma de V, los miembros de Deftones adornaron el escenario uno por uno. Sin tomarse un momento para prepararse y sin indicios perceptibles de vacilación, la banda se sumergió de inmediato en una poderosa interpretación de Needles and Pins seguida de Bloody Cape, ambos de su álbum homónimo. Evidentemente, Deftones estuvo bien ensayado y bien preparado, pero lo que realmente unió la actuación fue una conexión natural entre los miembros, una característica que surgió sin esfuerzo, sin práctica ni fuerza.

marc nader

La mayor parte del set vio a Moreno dando vueltas por el escenario, azotando y girando el cable de su micrófono en círculos mientras Deftones se sumergía en el lado más pesado de su catálogo con el guitarrista Stephen Carpenter triturando riff tras riff. No siempre fue extremo, a través de los homónimos evocadores Minerva fue utilizada como cojín antes de tocar tres canciones seguidas de Diamond Eyes : la canción principal, Rocket Skates y Youve Seen the Butcher, en la que Moreno escupía agua al aire hasta el ritmo de la introducción.

Con la primera noche de una gira llegan inevitables momentos de prueba y error. Dado que Deftones tocaba temprano en la noche, su iluminación parecía estar mejor orientada hacia la noche para canciones como Be Quiet and Drive (Far Away) y My Own Summer (Shove It) de Around the Fur , una mezcla de luces de colores casi fue desvanecida por un sol que aún no se había puesto. Tempest y Swerve City (ambos del último álbum de estudio de Deftones, Koi No Yokan ) fluyeron sin esfuerzo, pero cuando la banda redujo la velocidad brevemente con Sextape y Beware, la guitarra de Moreno no funcionó durante este último. Él bromeó: ¡No es de extrañar por qué no hemos tocado esa canción en nueve años! y lo restó importancia hablando de la historia de la banda en Detroit. Hemos estado viniendo a Detroit por más de 20 años, dijo, recordando un espectáculo en St. Andrews Hall. Sin embargo, sin inmutarse por el percance, Deftones repasó When Girls Telephone Boys, Change (In the House of Flies) y Digital Bath sin siquiera una pausa, cerrando con un emotivo Headup dedicado al difunto bajista Chi Cheng y un ardiente Engine No. 9.

Entrevista: Incubus Brandon Boyd sobre la gira con Deftones y la composición de nueva música

Teniendo en cuenta que Deftones tiene un sonido mucho más duro que Incubus, el nivel de energía bajó para la segunda banda principal, en lugar de seguir aumentando. Para hacer que la noche fuera más fuerte, los conjuntos co-titulares deberían haberse invertido, su orden no funcionó a favor de Incubus, un conjunto más ligero y menos activo. La banda abrió con una introducción lenta de Wish You Were Here, y aunque el número estuvo respaldado por un impresionante espectáculo de luces, no mejoró la deslucida actuación de Incubus. El vocalista Brandon Boyd parecía estar siguiendo los movimientos, mostrando ventajas de energía a veces, particularmente durante Anna Molly y Pardon Me, pero cada momento duró brevemente, enviando a Boyd de vuelta a una rutina tediosa que lo dejó sonando agotado. Incubus tuvo la oportunidad de volar con el ritmo alto de Vitamin, pero en lugar de eso, la guitarra de Mike Einziger amortiguó y ahogó las voces de Boyd.

Algunos números vieron a la banda realmente involucrada, como los elementos básicos para cantar Nice to Know You y Megalomaniac más Make Out Party del nuevo EP Trust Fall (Lado A) , pero fue difícil para Incubus igualar el rendimiento notable de Deftones. Casi hubo una sensación de nerviosismo y aprensión que impidió que Incubus lo diera todo en esta actuación. Incluso el bis que incluía dos de sus mayores éxitos, Dig and Drive, no fue una despedida memorable para una noche muy esperada.

Reseña del álbum 3.5 ESTRELLAS

Video: